Cómo cambia el cráneo de los bebés al nacer
Las cabezas de los bebés cambian de forma durante la segunda etapa del nacimiento, cuando el bebé deja el útero y se mueve a través del canal del parto.

Con ayuda de Resonancia Magnética, científicos franceses de la Universidad de Auvergne, en Clermont Ferrand, describen en PLoS One que han conseguido capturar imágenes en 3D en las que se ve cómo el cerebro y cráneo de los bebés cambian de forma a medida que se mueven a través del canal del parto, justo antes del nacimiento.

Los clínicos saben que las cabezas de los bebés cambian de forma durante el parto. Denominado moldeado fetal de la cabeza, estos cambios ocurren durante la segunda etapa del parto, cuando el bebé deja el útero y se mueve a través del canal del parto. Sin embargo, los detalles de la moldura de la cabeza fetal siguen sin estar claros, y solo un estudio previo ha capturado imágenes de este proceso.

En este trabajo, el doctor Olivier Ami y su equipo utilizaron la RMN 3D para capturar imágenes detalladas de los cráneos y cerebros de siete bebés antes y durante la segunda etapa del parto. El análisis reveló la moldura de la cabeza fetal durante la segunda etapa del parto en los siete bebés, con diferentes partes del cráneo que se superponen en diversos grados entre los neonatos.

El doctor Olivier Ami y su equipo utilizaron la RM 3D para capturar imágenes detalladas de los cráneos y cerebros de siete bebés antes y durante la segunda etapa del parto. Foto: PLoS One

Los bebés sufren mayores tensiones en el cráneo al nacer de lo que se pensaba

En general, los hallazgos sugieren que los bebés experimentan mayores tensiones en el cráneo durante el parto de lo que se pensaba anteriormente, lo que podría subyacer al cerebro asintomático y al sangrado de la retina observado en muchos recién nacidos después del parto vaginal. Los autores de este trabajo destacan que se necesita un estudio más amplio para confirmar sus hallazgos.

En este sentido, el doctor Ami explica que “durante el parto vaginal, la forma del cerebro fetal sufre una deformación en diversos grados dependiendo del grado de superposición de los huesos del cráneo. El moldeo fetal del cráneo ya no es visible en la mayoría de los recién nacidos después del nacimiento. Algunos cráneos aceptan la deformación (cumplimiento) y permiten una entrega fácil, mientras que otros no se deforman fácilmente (incumplimiento)”.

Para demostrar y describir el moldeado de la cabeza fetal y los cambios en la forma del cerebro durante el parto, utilizaron reconstrucciones de malla de elementos finitos tridimensionales (3D) y de elementos finitos 3D para comparar la cabeza fetal entre el prelaboral y la segunda etapa del parto. Un total de 27 mujeres embarazadas fueron examinadas con secuencias de resonancia magnética 3D antes de comenzar el trabajo de parto utilizando una resonancia magnética de campo abierto de un Tesla. Siete de estas pacientes posteriormente tuvieron otro conjunto de secuencias de resonancia magnética en 3D durante la segunda etapa del parto. Los volúmenes de imágenes 2D se transformaron en reconstrucciones 3D de elementos finitos.

Estudio pionero con resonancia magnética 3D

Se utilizaron mallas poligonales para cada parte del cuerpo fetal para estudiar el moldeado de la cabeza fetal y los cambios en la forma del cerebro. En los bebés de las siete pacientes estudiadas durante la segunda fase del parto se observaron diversos grados de moldeado fetal en la cabeza en comparación con las imágenes adquiridas antes del nacimiento.

Sin embargo, la deformación craneal ya no se observó después del nacimiento en cinco de los siete recién nacidos, cuyos parámetros craneales postnatales eran idénticos a los medidos antes del parto. La forma cambiante del cerebro fetal después del proceso de moldeo y las restricciones en el tejido cerebral se observaron en todos los fetos.

De los tres bebés que presentaron la mayor moldura de los huesos del cráneo y la deformación de la forma del cerebro, dos fueron entregados tras cesárea de urgencia (uno después de fórceps), mientras que el feto que presentaba la mayor deformación del cráneo y la forma del cerebro nació fisiológicamente.

Este estudio demuestra el valor de la resonancia magnética 3D con reconstrucción de malla de elementos finitos 3D, durante la segunda etapa del parto, para revelar cómo el cerebro fetal se ve afectado por el moldeado de los huesos craneales. La moldura de la cabeza fetal se observó sistemáticamente cuando la cabeza fetal estaba enganchada entre el estrecho pélvico superior y el borde medio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here